Ir al contenido principal

[proyecto tangerine: primera edición]

Finalmente, después de la larga espera, ya está disponible el primer número de la revista TANGERINE, además, de la columna mensual que publico, tengo tres colaboraciones literarias este mes, como ya había mencionado, mi columna se titula “LES FLEURS DU MAL” mi primera columna habla sobre el mito de Giuseppe Tartini, y cómo fue que dio vida a una de las sonatas de violín más bella en toda la historia, en ella, expongo mi particular punto de vista, sobre como un simple hombre, casi renegado de la iglesia, fue refugiado en una catedral, para escapar de un juicio, entonces, cuando se encontraba excluido, tuvo un sueño, hasta ahora se desconoce la certeza del mismo, si realmente haya sido un sueño o algo más, el propio violinista, narra lo que ocurrió en sueños, y, ante la duda… la fama lo ha perseguido hasta la actualidad, el morbo, la curiosidad de encontrarse en un mundo rebelde, que renegaba de Dios, y que posteriormente encontró inspiración en el diablo.

La música lo alejó de lo divino, pero encontró el camino a la inmortalidad, existe un cuento basado en la breve inspiración nocturna de Tartini, pero en ese cuento, el compositor, fallece a manos del demonio, después de haber creado semejante belleza, desaparece el autor de la sonata del diablo, ficción. Porque bien se conoce con certeza; la fecha de fallecimiento de Giuseppe Tartini. Sin que realmente, haya vendido su alma al diablo, como se comenta entre leyendas, o que haya sido un sueño, quizá era blasfemo, ¿sólo fue un simple sueño?

Y quizá muchos como yo, después de leer mi columna, o este breve análisis de la obra magistral EL TRINO DEL DIABLO, sean movidos por el morbo, por la curiosidad, por la incertidumbre de conocer el contenido de sus notas, y decidan buscar su sonata, aunque, pasen toda una vida buscando la sonata, pero, una cosa si puedo asegurar antes, SUS NOTAS DE VIOLÍN SON PELIGROSAS, SON NOCIVAS, ADICTIVAS, PIERDES TODA CORDURA RESTANTE, porque una vez que escuchas la sonata, nunca dejarás de percibir sus notas, tal vez ese es el efecto demoníaco de EL TRINO DEL DIABLO.
(aquí el link del primer número de la revista; busca mi columna mensual “LES FLEURS DU MAL” además, de tres colaboraciones literarias, lee y comenta, ya estoy de regreso en mi blog, disculpen la ausencia.)

http://issuu.com/revista_tangerine/docs/revista_tangerine_0000

Comentarios

Followers