Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de mayo, 2011

[manual de lo prohibido]

Era prohibida tu mirada, tus arrogantes floreos que tu lengua hacían en verso a mi pluma, y ese balance delicado, que me tentaba con la elegancia de un cisne, a mi hosca y amarga impresión.

Fui proscrito al contacto de tu mejilla. A hurtar aprendí, transgrediendo los linderos de tus labios, que fueron ajenos. Esos límites que me llevaron al exilio, al injusto destierro, si era por tu sonrisa que yo me rendía, aún siendo distante, un amante desterrado de su propio apego.

Y tu miramiento me hizo invulnerable, para transigir toda impiedad que entre tu boca y mi boca... aún estaban por perpetrar. Así puedo consumar mis delitos en tus labios, que son el mismo motivo, por el cual venero con admiración, y rapto con malicia.

La ambivalencia que habita en tu boca, de ser prohibida y permitida. Me hizo adicto.

[navegación]

Un navegante puede encontrar una porción de tierra, de manera accidental, de manera errónea, o por simple impulsión del viento en las velas sin necesidad de dirigirlas a un punto cardinal determinado.

De la misma forma como fueron descubiertas las Islas Galápagos, durante un viaje del Obispo de Panamá hacia Perú, en 1535.

Así como La Tumba de las Águilas en las islas de South Ronaldsay, las cuales fueron encontradas por casualidad en 1958 por un granjero de la zona.

En el mismo sentido, se descubrió La Cueva de Altamira, en el año de 1868, y actualmente es una de las máximas expresiones del arte rupestre y prehistórico.

Las casualidades, en mi vida, han sido fundamentales, para definir mi rumbo, generalmente, son casualidades en sentido positivo y alentador, muy extraño; porque mi naturaleza me predispone para lo negativo. Dice una frase en latín "Vídeo meliora probóque, deteriora sequor".

Lo mejor está por venir... ahora miro con ojos expectantes, por todas las riquezas q…

[autodestructivo]

Dos cosas por las que me resulta fascinante la historia de "Leaving Las Vegas" es por una parte, el sentido autobiográfico que le imprime su autor a la novela John O'Brien, que no queda plasmado en el cine, por otro lado, el personaje principal Ben y su estilo de vida autodestructivo.

No por nada, creo que también se exhibe una parte de mí, en ese personaje, un escritor  fracasado, alcohólico, y enamorado de una prostituta, que decide matarse lentamente, bebiendo grandes cantidades de licor en el ambiente lúdico de Las Vegas.

El dramatismo que se funde en un tono decadente, sin pretensiones exageradas, sólo cae en un drama de absoluta belleza y libertad. Incluso la novela tiene un tinte autodestructivo, se percibe el círculo vicioso que gira en torno a Ben, en la narrativa de O'Brien, quien había caído en ese círculo en la vida real.

¿Porqué me resulta fascinante este drama?

Porque en cierto sentido, también lo considero autobiográfico, me ha servido de inspiración p…

Followers