[es este lugar]

by - sábado, marzo 24, 2018

Quizá alguien me recordará. No moriré en vano, me gusta pensar que alguien me tendrá en su memoria, porque si mi fallecimiento es una bendición prematura, no existirá mejor silencio que el de mi destierro. Y es aquí donde se compone mi epitafio con las mejores virtudes que me hicieron un hombre menos desgraciado, más afortunado que otros, pero inconstantemente dichoso. Algún día no tendré mis sentidos, perderé memorias que me hicieron feliz, estaré inválido ante el mundo radiante y hermoso. Brillará el sol calentando mi fragilidad.

El mundo no será mejor sin mi, tampoco será peor, si llego a ausentarme. Nada cambiará, solo el tiempo será distinto y yo no habré cambiado mucho. No me gusta entonces la dicha y no soportaré su gracia en mi agónica huida.

Aquí desdichado y allá.

Es el lugar donde pertenezco. Y no hay a done huir, al final, si había algo hermoso que admirar se reducirá a una tragedia visual, como esto que soy yo ahora, como eso que seré en mi último día.

You May Also Like

0 comentarios